Enhorabuena cofrade

 

Eres una manifestación importante de la piedad popular de la Iglesia, así nos lo recordaba el Papa Francisco el día 5 de mayo en Roma, durante las jornadas mundiales de cofradías y hermandades de la Iglesia: las cofradías un tesoro de la iglesia, y tú, también eres protagonista de esta historia manteniendo viva esta tradición.

 

Formas parte de alguna de las 140 cofradías que en nuestra diócesis impulsan y proponen el culto público en nombre de la Iglesia. Si conservas esta tradición llenándola de vida, tu cofradía seguirá viva durante siglos, como tantas, que son ya centenarias.

 

Te esmeras por mantener el patrimonio que otros te legaron con sudor y lágrimas, sudor económico para conservar tu imagen, y todos los adornos que embellecen este misterio de amor y que proclamas en las calles, que cargas, como Jesús, tú también con la cruz en todas sus formas y variedades que nuestra diócesis conserva.

 

Vives la pasión de Dios, como quien cada año se asombra ante Él, siempre te resulta nuevo y cada año acoges este amor con la pasión del primer amor, revivirlo siempre con esa novedad que cada primavera la luna llena te lanza a la calle, con temblor y la emoción del que sabe que este año será distinto.

 

Seguramente la primera procesión que viste ibas de la mano de tus padres, recuérdales siempre y reza por ellos, y compártelo con tu familia, es demasiado grande este misterio para que te lo guardes solo para ti.

 

Posiblemente has compartido experiencias este año en Almansa, durante la celebración del Rito de envío, o has participado en la procesión de clausura del año de la fe en Hellín, que presidió Mons. Ciriaco Benavente, nuestro Obispo, o te ha asombrado Mons. Carlos Amigo Vallejo en Hellín o en La Roda, en otoño te esperamos en Tobarra.

 

Te deseamos una buena Semana Santa, y colaborando con tu parroquia sea un momento especial para todos, para que te sientas parte de la Iglesia a la perteneces.

 

Te deseamos que sigas temblando cada vez que tu imagen pise la calle y mires con asombro las caras de quienes contemplan el misterio que tu cofradía representa.

 

Te deseamos que te duela el alma en la procesión de penitencia en la que vas a participar

 

Te pedimos que cuentes lo que has vivido y que te dejes transformar por Aquel que nos amó primero.

 

¡Cuánto nos gustaría poder secar contigo las lagrimas de la Madre!, y ayudar a tantas familias que lo están pasando mal, la cofradías nacisteis también para la caridad, no te desanimes y sigue organizando y colaborando con todas las iniciativas que quieren llevar consuelo y esperanza.

 

Nos gusta tu hondo pesar, y tus hombros doloridos, y los toques que os anuncian: Es Cristo quien que va conmigo.

 

Cofrade, vive con profunda fe la gran riqueza de estos días y ¡FELIZ PASCUA!

 

 

Secretariado de Religiosidad Popular y Cofradías de la diócesis de Albacete